miércoles, 3 de junio de 2009

La improvisación



Temblé como una hoja en medio de un viento huracanado.
No sabía cantar.
Mi voz podía ahuyentar a las palomas y hacer que un niño llorara si intentaba dormirlo con una canción de cuna.

Pero me di cuenta que no había alternativa. Si quería subir a las tablas de Broadway debía intentarlo. Así que ocultando mi falta de talento y el temblequeo de mis manos dije:

- ¿Estará disponible la pista de My heart will go on?

Me maldije apenas finalicé la pregunta. ¿Acaso me creía capaz de emular la voz de Celine Dion?
Creo que mi futuro se veía más cerca de chocar con un iceberg, que de abrazar al viento en la proa de mi destino.

La música comenzó a sonar, y no me quedó otra que abrir la boca para soltar algunos sonidos.
Desafiné tanto en los agudos, que de haber habido ventanales en la sala hubieran estallado en mil pedazos.

Traté de actuar la canción, era lo único que podía salvarme.
Le imprimí dramatismo, al borde del llanto, mientras arqueaba sutilmente mi cuerpo envuelta en una supuesta angustia.

Los acordes finales sonaron, y pude volver a respirar con normalidad.

Las caras en la platea no eran demasiado alentadoras, y me preparé para lo peor.

- Vení, Miranda- dijo Laurie

Me acerqué, forzando una sonrisa y esperando lo peor.

- Ya tomamos una decisión - agregó

5 comentarios:

Miranda dijo...

Si tienen la canción a mano, escuchenla,e imaginensela cantada por alguien que no sabe cantar...


Prometo otro post para más tarde.

Besos a todos.

Hermit Crab dijo...

Jajaja...espero ansiosa tu proximo post.
Besos !!!1

Lucre dijo...

No puedo creer que eligieras esa canción, jaja. Yo de actuación, no sé nada, pero si de música y no es un tema para cualquiera. Tiene unas notas complicadísimas, así que sos una suicida Miranda, jaja. De todos modos, todavía te tengo fé, porque estuve analizando una, permitame, posible hipótesis:

- Supongamos que como director de una obra (y pido perdón de antemano si bolaceo con ésto y peco de ignorante, porque repito, no tengo idea de actuación), lo que uno busca es una persona que sepa desenvolverse brillantemente sobre un escenario. Alguien que se juegue todas las cartas cuando pisa las tablas. siendo ese el caso, ¿qué mejor anzuelo para pescar a la persona que cumpla ese requisito, que hacer algo como lo que hizo Laurie?

De esa manera, "engañando" a los actores, pueden descubrir y diferenciar, los que tiemblan ante una situación adversa y se echan atrás, de los que le ponen huevos y confían en sí mismos, demostrándole a todos su talento actoral, más allá de las circunstancias planteadas.

En fin... es simplemente una hipótesis. Yo arriesgo que quedás elegida para la obra.

Besotes!!!!!

Miranda dijo...

Hermit:Yo me río recién ahora.Besos.



Lucre: Mmm...algo de eso hubo, igual te digo que yo la elegi de puro idiota, porque no entiendo un rabanito de música, y además soy mala cantando hasta La Cucaracha.
Besos!

El Tano dijo...

Yo no puedo tocar ni el timbre, así que no voy a opinar de música, pero seguro que le pusiste mucha garra.
Me dejó pensando mucho tu última respuesta a un comentario mío (al menos te pido que me mandes un ejemplar gratis!)

Besos!