miércoles, 18 de marzo de 2009

En cautiverio


Volví de noche, a la hora de la cena.
Lo encontré a Manuel cenando frente al televisor, su única compañía.
Solté el bolso sobre la alfombra del living y lo miré, de pie junto al sillón.

Ninguno de los dos era lo suficientemente valiente como para hablar. Yo sabía, además, que desde el momento en que hablara me condenaría a veinticuatro horas consecutivas de mentira y actuación, por tiempo indeterminado.

Finalmente, fue él quien habló:


- Amor, volviste.

Fue todo lo que dijo antes de abrazarme.
Lo miré, lo alejé de mi lado un momento y le dije:

- Te perdono, pero sólo si dejás de verla.No pienso ser cómplice de mi propia tristeza avalando tu engaño.

- Te lo prometo. No más Laura. Yo sólo necesito estar con vos. Te amo Eme.

Sólo me decía Eme en los momentos de mayor intimidad, en aquellos en que el amor flotaba en el aire y nos atravesaba como cuando nos conocimos.Era nuestro pequeño código que resumía un corazón enamorado.

Nos besamos e hicimos el amor con olor a tregua, a pacto tácito entre dos amantes que desean borrar el pasado que estuvo a punto de alejarlos.

Pero el pasado estaba ahí, presente, enroscado en las sábanas de algodón, en la piel de Manuel, en su aliento.

Los días que siguieron, fueron una seguidilla de gestos de arrepentimiento por parte de Manuel. Cartas de amor, cenas a la luz de las velas, escapadas de fin de semana, flores y regalos se convirtieron en pedidos de perdón y confirmaciones de amor.
A medida que el tiempo transcurría, me acostumbraba cada vez más al juego y me costaba cada vez menos improvisar el papel de esposa comprensiva y tolerante.

Manuel dejó de ver a Laura, al menos durante ese tiempo.En un acto de confianza, me permitió que atendiera yo los llamados que ella hacía a su celular y que le dijera lo que quisiera. Mis palabras siempre fueron las mismas:

- Te equivocaste. Manuel me prefería a mí. No llames más, ahorrate la molestia.

Y le cortaba.

Dos veces se apareció en la puerta de nuestra casa. Siempre en día domingo.
La primera vez fue una escena digna de "Atracción fatal", con ella furiosa, entrando al living, gritando que yo había arruinado su matrimonio y que encima pretendía alejarla del hombre que amaba.Fue realmente vergonzoso ver como trataba de aferrarse al brazo de Manuel, mientras él la alejaba explicándole que todo había terminado y que nunca la había amado, ante mi presencia, impávida.
La segunda, fue sólo una visita desde la puerta, que abrí y cerré en su propia nariz.

Los llamados parecían extinguirse y yo sentía que el precio de sentirme como un león en cautiverio, detrás de los gruesos barrotes de acero que yo misma había diseñado, iban teniendo su recompensa.

Por momentos, casi podía creer que Manuel era el mismo de siempre y que yo... bueno, yo no sabía muy bien quién era.

17 comentarios:

(des)encontrada dijo...

Cada vez tengo más curiosidad por saber lo que se viene! Da la sensación que hay desenlace sorprendente, ahi agazapado, esperando para saltar.
Espero...

besos!

D

Samantha dijo...

Leyendo este post, solo me limito a esperar que el no vuelva a engañarte, lastimarte y decepcionarte como lo hizo.

Chica Celular dijo...

"Los llamados parecían extinguirse y yo sentía que el precio de sentirme como un león en cautiverio, detrás de los gruesos barrotes de acero que yo misma había diseñado, iban teniendo su recompensa" , creo que a vos te traiciono Manuel no Laura, si buscabas venganza : no deberìas haberte centrado en Manuel? Si no era Laura podria haber sido otra cualquiera pero la traiciòn lacometio Manuel, me parece no?
Besitos

lunanueva dijo...

hay mujer nos dejas con mucha dudaaaaaaa.

Blmp dijo...

WHERE IS OCTAVIUS THE GREAT GUY!!??

Miranda dijo...

(des)encontrada:Estás bien rumbeada, por desgracia para mi.Besos



Samantha:Veremos...los puntos finales no existen en mi vida, ya lo comprobé.Besos

Anónimo dijo...

Creo que esto es el principio para desatar el enredo, Manuel no debe haber abandonado tan mansamente sus habitos y de golpe olvidarse de su hija, el cuchillo esta bajo el poncho, cuidado. Besos Tyde

PersonajesdeBsAs dijo...

uf, que historia vertiginosa,tiene velocidad siempre, ritmo.
Me gusta

Desde España dijo...

Ya pasó el peor trago que era el reecuentro y volver junto a él a pesar de todo.
Digamos que superaste los nervios antes de entrar a actuar en tu gran obra.
Ahora supongo que aprendido el papel todo es mas fácil.
Triunfaste sobre Laura, pero falta Manuel.
Besos,
Leire.

Lucre dijo...

Primero que te respeto y admiro la valentía. Pero a su vez no me cuadra mucho haberte expuesto tanto... Por vos eh? No por nada más. Creo que quedás muy desprotegida...


A mí Laura me está dando miedo. Porque como biend ecís vos, "cual Atracción Fatal", la mina está obsesionada.

Y no solo eso, sino que en el caso de ella es peor todavía que en el de la terrorífica Glenn Close... ¡¡¡Esta estuvo en un manicomio!!!

Yo le tendría miedo. No sabés cuando va a aparecer una cabeza en la olla (es que vos no tenés conejo. Creo, jaja).


Besotes mujer, super ansiosa me quedo, como siempre!!!

Flaquita dijo...

Hola Miranda,

Llegué a tu blog desde el de Leire, que por lo visto ambas estamos leyendote ahora mismo porque veo que ya te dejó un comentario.

Tu historia me atrapó desde el 1º minuto y me leí casi todo el blog acompañada de una o dos pavas de mate.

No sé si es real o no tu historia pero lo que sí es verdad es que tenes una forma de contarla que transmite mucho.

No soy amiga de las venganzas, pero reconozco que hay que estar en el lugar del otro para saber como una actuaría en esa situación.
Un saludo.

Xochitl dijo...

Ayyy Miranda, te juro que a estas alturas ya no se ni que opinar.. a mi me hacen lo que a ti y no se si tendría la sangre fría para soportarlo..
COmo dirian ustedes los argentinos: SOS GROSA !!

selma dijo...

HOLA MIRU ESTOY BIEN Y QUEDATE TRANQUI CUANDO VOS ENCUENTRES UN HUECO TE LLEVAS EL PREMIO.
CON RESPECTO A LO SUCEDIDO ME MORI, MUY BIEN, QUE ACTO DE VALENTIA, SOS GROSA, ME FASCINO COMO LA PUSISTE EN SU LUGAR. IGUALMENTE NO ES GARANTIA DE NADA ESO... VAMOS A VER QUE SUCEDE CON EL PASAR DE LOS DIAS.
TE SIGO Y BESOTES.

Blanky dijo...

Que valentia al enfrentar todo ello, es una historia llena de matices, tenes fuerza y me has convertido en adcita de esta historia que no he podido dejar de leer, te acabo de descubrir y me intrigas, quiero saber que ocurrira con todos estos personajes, cuidate tu protagonista de esta historia, quizas involucrarte tanto en este papel te haga daño,
Suerte y lo mejor para vos.

Piti Sarlanga dijo...

CHE, MANOLITO SE ESTA PORTANDO BIEN. TE AMA Y TE LO DEMUESTRA, NO ES JODA. DALE, PERDONALO, NO LE HAGAS NADA. ME METO TAN ADENTRO DEL RELATO, QUE TE PIDO POR FAVOR QUE TE QUEDES CON EL PARA SIEMPRE Y BIEN. OJALA A MI ME PASARA LO MISMO...

anatel dijo...

Qué estómago Miriiiiiiii!!!!
Besos

La impuntual... dijo...

Seguramente nada volvería a ser igual por más que ambos lo intentaran, esas cosas no se olvidan...
Pero sin dudas que estar en tu lugar durante esos días sería espectacular, porque por un tiempo, tendrías a un hombre arrepentido totalmente rendido a tus pies.
Saludos.