lunes, 22 de diciembre de 2008

Un café improvisado





Al día siguiente, cuando salía de mi clase de teatro, escuché sonar el celular dentro de mi cartera.



Supuse que era Manuel para avisarme que estaba cerca y que podía pasarme a buscar, pero al abrirlo descubrí que era un mensaje de Octavio que decía:



"A dos cuadras de donde estás hay un bar, justo en la entrada de la galería.Ahí te espero."



Me quedé paralizada.En un primer instante lo que me sorprendió era el momento en que llegaba su mensaje, como si supiera mis movimientos con exactitud.
En una segunda mirada, lo que me detenía justo frente a la puerta de salida era mi indecisión.La duda me abrazaba por la espalda y hasta podía sentir como una suerte de fuerzas encontradas se peleaban intentando empujarme hacia el encuentro y a la vez evitando que me moviera de mi lugar.

En ese momento llamó Manuel:

- Hola

- Hola

- Estoy en el estudio, se complicó la tarde, así que te veo a la noche en casa.

- No te preocupes, voy a ver si tomo algo con las chicas y después ya me voy.

- Beso

- Otro


Manuel se había ocupado de darme la respuesta que necesitaba, como si con su llamado hubiera cambiado el color del semáforo, dándome vía libre, como un permiso tácito que yo usaba para combatir la culpa.

Sin darme cuenta me encontré caminando en dirección a la galería, retocando el rubor de mis mejillas con el espejo en la mano mientras andaba, revolviéndome el pelo, acomodándome la remera. Al doblar la última esquina pude verlo desde donde estaba. Sentado en una mesa sobre la vereda, con la mirada perdida y un cigarrillo en la mano que se consumía junto con la espera.
Cuando me vio, su cara se convirtió en sonrisa y su inquietud en certeza.

Lo saludé con un beso en la mejilla y me senté junto a mis miedos en la silla vacía que estaba frente a él.

Fue entonces cuando dijo:

- ¿Te pido un café?

- Si, dale, cortado por favor.

- ¿Y puedo pedirte algo más?

- No, con eso estoy bien - respondí sin entender

- No.Digo si yo puedo pedirte algo más. A vos - Preguntó

- Ah, no te había entendido.Decime - contesté

- Que no te vayas.

25 comentarios:

Flori dijo...

OK. Octavio tiene toda mi atención.

Quiero saber como sigue..

Miranda dijo...

Flori: La mía también. Besos.

MuMiNa dijo...

Pregunta: esto pasó antes o después que hayas visto a Manuel con esa muchacha???




Felices fiestas,Miranda!!!!!!

Miranda dijo...

Mumina: Después, mucho después.Ya retomaré la historia con Manuel.Besos y felices fiestas para vos también.

Angie dijo...

no te lo puedo creer, me tenes tan atrapda.
lo re banco a octavio.

Zorra M.F dijo...

Me encantan las palabras justas que Octavio acomoda en cada situaciòn, sutileza y calidad. sigo sedienta de màs.
Besos!

Miranda dijo...

Angie: Creo que Octavio merece que lo banques.besos.



Zorra MF: Octavio es un gran estratega...besos.

Lucrecia dijo...

Me enamoré, me enamoré... Palabra exacta en momento exacto. Un grande.

Al igual que Angie, lo re banco a Octavio, ja.

Ahora hasta el próximo posteo, a esperar sin desesperar, jaja.

Felices fiestas Miranda! Besos.

Parezi dijo...

Como el resto... lo banco a Octavio... me queda entender porque seguiste con Manuel, supongo q no falta tanto para q nos cuentes esa parte...
Felices fiestas Miranda!!!

c@rito dijo...

ay ay ay

lindo chamuyo...

Simplemente Clau dijo...

No se a quien apoyo de los 2 pero seguro que te apoyo a vos por favor no termines los posteos asi me muero de intriga . Ahi van mis BESOS BRUJOS

Maggie y Lola. dijo...

Miri, te invito a mi blog asi como yo paso diariamente por el tuyo.

Un beso

Piti Sarlanga dijo...

Chamuyo barato el de Octavio. Lo banco a Manolo. Yo también tengo una esposa y es muy feo estar en su lugar.
Que tengas unas muy felices fiestas. Lo mejor para vos Y MANOLO !!!!!

Viajera.-* dijo...

Yo estoy desesperada por saber más sobre la muchacha de Manuel!
Igual con estas cosas, Octavio me enamora hasta a mí a través de tus palabras!
seguí seguí, estoy enganchadísima!

Directora de Orquesta dijo...

Con Manuel, como a todos los traidores:ni olvido ni perdon
Anotame un poroto para Octavio

Miranda dijo...

Lucrecia:Octavio lograba hacerse querer rápido.Feliz Navidad para vos también, un beso.



Parezi: Todo se va a entender, es cuestión de paciencia.Felicidades para vos.Besos.

Miranda dijo...

C@rito: Te volviste desconfiada...
Un beso.




Simplemente Clau: Me causa gracia que te guste la intriga...si querés cambiamos de vida....
besotes!

Miranda dijo...

Maggie y Lola: ya mismo paso.besos.



Piti: Apuesto a que vas a dejar de bancarlo.Besotes.

Miranda dijo...

Viajera: Cuento un poco y un poco, pero en breve retomo lo que pasó con Manuel.Besitos.



Directora de orquesta: Anotado.Suma un porotito Octavio.
besos.

Tinker Bell * dijo...

manuel siempre te da el ultimo empujon..

Feliz navidadd!!
besos!

Martin D. dijo...

este ultimo... es excelente...

Miranda dijo...

Tinker: Asi es...Felicidades.




Martin D:Gracias.Quise entrar a tu blog pero sólo admite usuarios registrados...Feiz Navidad.Besos.

Fluencia dijo...

parece que las cosas se dan asi..es como que manuel te empuja a los brazos de octavio...pero en realidad hubieses hecho todo lo posible por ir igual..hubieses encontrado la excusa justa...besos!!!

licha dijo...

uhh!!! nada q ver empece leyendo al reves...
igual me gusta, me gusta!!!!

(des)encontrada dijo...

Que miedo... como sabía donde estabas?